Canción actual

Título

Artista

Background

EL VIRUS QUE PARALIZÓ AL PLANETA.

Escrito por el 18 marzo 2020

HISTORIAS DE LA GRAN PANDEMIA

¿CÓMO EMPEZÓ TODO?

Todo se originó en Wuhan, una ciudad de 11 millones de habitantes y la metrópoli más conectada. Conocida coloquialmente como la “olla de China”, por sus altas temperaturas en verano, es un punto neural del transporte del país y es precisamente esta característica una de las razones, sumadas a su tamaño e importancia económica, que pueden explicar porque el coronavirus viajó tan rápidamente por todo el sureste asiático, llegó a Europa y ahora ha alcanzado la mayoría de países del mundo.

Aunque todavía se sigue debatiendo sobre el origen y la fuente exacta del virus, ahora conocido como 2019-nCoV, las autoridades chinas siguen considerando que el brote se originó en un mercado de Wuhan. El director del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades, Gao Fu, cree que lo más probable es que el virus se trasmitiera de un animal a un humano. El gran flujo de gente que entra y sale de Wuhan provocó su rápida propagación y en pocas semanas ya conocíamos los primeros casos en EEUU, Japón e Italia.

¿QUÉ ES EL CORONAVIRUS Y CÓMO NOS PROTEGEMOS?.

La COVID-19 es la enfermedad infecciosa causada por el coronavirus que se ha descubierto más recientemente. Los síntomas más comunes de la COVID-19 son fiebre, cansancio y tos seca. Algunos pacientes pueden presentar dolores, congestión nasal, rinorrea, dolor de garganta o diarrea. Estos síntomas suelen ser leves y aparecen de forma gradual. Algunas personas se infectan pero no desarrollan ningún síntoma y no se encuentran mal. La mayoría de las personas (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial. Alrededor de 1 de cada 6 personas que contraen la COVID-19 desarrolla una enfermedad grave y tiene dificultad para respirar. Las personas mayores y las que padecen afecciones médicas subyacentes, como hipertensión arterial, problemas cardiacos o diabetes, tienen más probabilidades de desarrollar una enfermedad grave como neumonía.

Lávese las manos a fondo y con frecuencia usando un desinfectante a base de alcohol o con agua y jabón.

  • Mantenga una distancia mínima de 1 metro entre usted y cualquier persona.
  • Evite tocarse los ojos, la nariz y la boca
  • Tanto usted como las personas que les rodean deben asegurarse de mantener una buena higiene de las vías respiratorias. Eso significa cubrirse la boca y la nariz con el codo doblado o con un pañuelo de papel al toser o estornudar. El pañuelo usado debe desecharse de inmediato.
  • Permanezca en casa si no se encuentra bien. Si tiene fiebre, tos y dificultad para respirar, busque atención médica y llame con antelación.
  • Siga las instrucciones de las autoridades sanitarias locales.

DATOS GLOBALES (en el momento de publicar este artículo)

Las cifras que deja de momento, y que aumentan cada minuto, hablan de más de 202.275diagnosticados, decenas de miles de hospitalizados en estado crítico y alrededor de 8170 muertes por todo el mundo. El ranking de los países más afectados lo sigue encabezando China con más de 81.000 contagios, seguido de Italia con alrededor de 31.000, Irán con 17.200, España con casi 12.000, Alemania con 8.604, Corea del sur con 8.320 y sigue la lista hasta los 155 países afectados. También hay datos sobre personas recuperadas y dadas de alta, 80.648, que llaman al optimismo.

Pulsando al «play» de este vídeo puedes acceder a un contador en tiempo real y mapa mundial, que informa de los datos de esta pandemia global. Facilitado para el mundo entero por Roylab Stars.

MIEDO AL COLAPSO

Más allá de las implicaciones para la salud de los 7.500 millones de personas que habitamos el planeta, el golpe más temido por las instituciones supranacionales, los gobiernos nacionales y los denominados mercados, es la gran pérdida económica que supone la paralización y bloqueo de un mundo globalizado. El miedo al colapso de las infraestructuras y los servicios es el miedo al colapso mismo del sistema tal y como conocemos.

El motor que ha dinamizado desde siempre el avance del mundo se basa en la movilidad de mercancías y personas, así como en el consumo de bienes y servicios, dos constantes que a causa de esta amenaza a salud mundial se han visto paralizadas. Por esta razón se nos explica que, asumida ya la proyección de expansión y contagio del virus que calcula que el 80% de personas nos podríamos contagiar, se trata ahora de evitar que el daño se alargue en el tiempo y el contagio a la economía global sea aún más desastroso de lo que ya es a día de hoy.

PACIENCIA PLANETARIA

Según los especialistas esta crisis sanitaria global podría llegar a extenderse por 2 o 3 meses más.

FUENTES CONSULTADAS PARA ESTE ARTÍCULO.
  • Organización Mundial de la Salud, OMS.
  • Center for Systems Science and Engineering de la Universidad Johns Hopkins
  • Centro para el Control y Prevención de Enfermedades Chino.